Consejos de mantenimiento para una correcta limpieza de tuberías

limpieza del aire
Evita enfermedades en tu hogar con la limpieza del aire
julio 12, 2018
lavadoras modernas
¿Qué funciones ofrecen las lavadoras modernas? 5 consejos para elegir la mejor
julio 25, 2018
Ver todos
limpieza de tuberías

Un problema generalizado en el cuidado del hogar es encontrarse con un atasco en el momento menos oportuno por no haber realizado una limpieza de tuberías adecuada.

Es muy común pensar que con verter un producto de limpieza por el inodoro, tubería, o desguace, la limpieza ya está hecha, pero, ¿sabes todos los problemas que puede acarrear una mala limpieza de tuberías?

La red de tuberías, con el simple uso diario ya comienza a acumular restos de cal, residuos de alimentos y otras sustancias, las cuales impiden el paso completo de todo el volumen de caudal para el que están previstas.

Esto produce olores desagradables por estancamiento, y finalmente el atranco, por lo que la limpieza de tuberías resulta fundamental para su mantenimiento.

Limpieza de tuberías: el mejor aliado de un hogar limpio

Cuando se desconoce cómo realizar una limpieza de tuberías adecuada, y tampoco se encarga a un profesional su revisión, la higiene de tu hogar se puede ver gravemente  perjudicada, y la salud de tu bolsillo también.

Si la instalación de tu casa es antigua, o si no se tiene cuidado con los desechos que se vierten por las cañerías, las tuberías estarán más deterioradas de lo normal, y se darán más posibilidades para la aparición de los siguientes inconvenientes.

limpieza de tuberías

Problemas de una mala limpieza de tuberías

Estos son algunos de los problemas más frecuentes que se dan ante un escaso mantenimiento de las tuberías y desagües.

  • Cucarachas y otros insectos: si se abusa de los desagües como método para deshacerse de restos orgánicos, algunos insectos se pueden ver atraídos por los olores y elegirán nuestras tuberías como un lugar idóneo dónde reproducirse.
  • Atascos: el agua no puede deshacer muchos de los deshechos que tiramos por el desagüe, lo que produce pequeños atascos leves que se pueden agravar con el paso del tiempo.
  • Malos olores: cuando estos atascos se producen, se generan restos de difícil eliminación en las tuberías que pasado un tiempo pueden generar olores desagradables.
  • Manchas: la descomposición de restos orgánicos combinado con el mal uso de productos químicos puede ser el causante de la aparición de manchas visibles y de aspecto poco higiénico en las tuberías.
  • Roturas: el escaso cuidado o limpieza de tuberías puede provocar que una tubería que ya se encontraba en mal estado acabe por romperse.

¿Cómo evitar el desarrollo de estos problemas?

Seguro que has probado métodos tan típicos y conocidos como verter agua hirviendo o un refresco de cola en el inodoro, pero esto no ha dado resultado.

En el mercado también anuncian potentes desatascadores químicos que, además de tener componentes dañinos para la salud, pueden crear aun un mayor atasco.

A la hora de la verdad el mejor método es prevenir los atascos, y si es demasiado tarde, recurrir a un profesional.

limpieza de tuberías

Claves para prevenir los atascos y mejorar la limpieza:

  • Los productos químicos, al no eliminar los desechos del todo, obligan a su uso continuado, dañando los materiales que forman las tuberías por sus componentes corrosivos. Por esto, una empresa con servicios de desatascos es la mejor opción para sustituirlos.
  • No tirar desperdicios por los desagües, ya que, aunque a simple vista parezcan inofensivos, combinados con cal y sal pueden producirse grandes atascos.
  • Evitar el uso excesivo de detergentes, aceites o grasas, además de hacerle un favor al medio ambiente, evita el bloqueo y obstrucción de los desagües, ya que la grasa se solidifica con el frío.
  • Si tienes plantas en tu terraza o patio y se producen lluvias, es muy probable que hojas y raíces se vean arrastradas hasta el sumidero y las tuberías, provocando daños también en el resto de vecinos.
  • Usar un filtro colador de metal en los sumideros, a pesar de ser una opción muy obvia, no es de las más usadas y si es de las más efectivas para evitar que se cuelen residuos alimenticios en las tuberías y estas se vean dañadas.
  • Revisa el estado de las tuberías antes del invierno, que es cuándo más estallidos se producen.
  • Evitar echar grandes cantidades de papel al inodoro: si accidentalmente cae un objeto, se debe sacar con guantes y no tirar de la cadena, ya que esto traería problemas que conlleven picar paredes y suelos.
  • Si ya hay un atasco, no uses una varilla para eliminarlo, ya que puedes romper la tubería. Sustitúyelo por una guía metálica, que puedes adquirir en cualquier ferretería.

¿Qué hacer si la tubería ya está obstruida?

La mejor opción para no empeorar el estado de una tubería ya dañada es recurrir a un profesional. Sus servicios son variados en función de dónde se haya hecho la rotura y del causante de esta.  Los servicios más habituales son:

  • Inspección de tuberías con cámara: cuando el problema es frecuente, se debe encontrar el motivo que lo causa. Lo más frecuente es encontrar roturas, falta de pendiente, empalmes mal realizados y atascos por raíces.
  • Contratos de mantenimiento: para comunidades o empresas, esta es la mejor opción, ya que permite planificar la limpieza y mantenimiento de tuberías causando la menor molestia.
  • Albañilería para tuberías: cuando se trata con una tubería rota, esta se puede arreglar o sustituir por otra nueva.
  • Limpieza de alcantarillas: para evitar los focos de infección o de plagas cuando existe una obstrucción, se usa esta limpieza mediante agua a presión.
  • Según la causa del atasco (residuos sólidos, orgánicos, objetos corrientes) y el lugar (tuberías, arquetas, sifones, fregaderos, bajantes, wc, sumideros, alcantarillados y pozo séptico) se da un tratamiento especial.

    limpieza de tuberías

Tuberías obstruidas en la comunidad

Cuando el atranco no se da solo en un piso, ni en una planta, sino que se da en toda la comunidad de vecinos, se debe tener mucho más cuidado. Las zonas más comunes de obstrucción son las arquetas y las bajantes.

Las bajantes se consideran un elemento común del edificio, por lo que si en ellas hay desperfectos, los propietarios son los encargados de reparación, conservación y mantenimiento.

En las arquetas se acumulan las aguas grises para enviarlas al alcantarillado público, y son una de las zonas que requieren de constantes revisiones.

Si tienes alguna duda o consulta acerca de la limpieza de tuberías, no dudes en ponerte en contacto con nosotros a través de nuestra web. Somos especialistas en limpieza y estaremos encantados de ayudarte y asesorarte.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies